Raúl sigue amargando al Valencia

Publicado: 16 febrero, 2011 de palestradigital en Deporte, Futbol y otros deportes, Opinión, Periodismo

danimc88

Lo cierto es que nadie podría decir que no se lo esperaba. Pero no por esperado resulta menos doloroso para los aficionados valencianistas y media España. Ni menos satisfactorio para los madridistas y para la otra media España. Me refiero, por supuesto, a que todos, en mayor o menor medida, intuíamos que Raúl marcaría en Mestalla. Lo sabían (se lo temían, más bien) los aficionados chés y lo sabía toda esa multitud que fue a recibir al antiguo siete madridista desde diferentes partes de la geografía española. La recepción al ex-capitán blanco al grito de “Raúl, artista, siempre madridista” no presagiaba nada bueno para el Valencia y así resultó.

Sin embargo, para ser justos cabe señalar que el encuentro que disputaron añoche en Mestalla el Valencia y el Schalke 04 alemán estuvo dominado casi en su totalidad por el conjunto de la capital del Turia. Salió más enchufado el Valencia y al cuarto de hora ya mandaba gracias a una gran asistencia desde la izquierda de Mathieu a la que correspondió con gran acierto un remate ni fuerte ni colocado, pero certero, de Roberto Soldado. Previamente en una falta botada por Jurado el balón quedó muerto para que Huntelaar (cuantos exmadridistas en los alemanes, por cierto) disparara al aire. Los ches dominaban pero era un dominio irreal. Tenían la posesión por el planteamiento de Emery al sacar en el mediocampo valencianista a Topal, Tino Costa, Banega y el Chori Domínguez. La tela de araña que tejió Emery en el centro del campo desactivó la conexión Jurado-Farfán-Raúl que no pudieron surtir de balones al holandés Huntelaar, peleón durante toda la noche pero totalmente desastitido.

El Valencia quiso llegar muy rápido en la primera parte pero a excepción del gol y de un disparo lejano de Tino Costa no se le recuerdan ocasiones de verdadero peligro a los hombres de Unai Emery. El Schalke, por su parte, tuvo la más clara en un cabezazo bombeado de Kluge a la salida de un córner que desvió Guaita y que se estrelló en la cruceta. Jurado dejó detalles de futbolista con clase aunque Miguel, bastante seguro toda la noche, no le dejara un respiro  Los de Emery se marchaban con 1-0 al descanso pero con la sensación de que los 4 hombres ofensivos de los alemanes (Jurado, Farfán, Raúl y Huntelaar) no se darían por vencidos tan pronto. Así fue.

Tras la reanudación, el Valencia seguía con su red de centrocampistas, lo que le daba para recuperar con cierta facilidad el balón, pero también lo perdía con bastante frecuencia al no poder hacer ancho el campo. La tela de araña tejida por el técnico vasco del valencia se deshilachaba por momentos. Hay un dicho que asegura que el fútbol es un juego de 11 contra 11 y que siempre ganan los alemanes. No siempre, pero sí bastante a menudo. Sin muchas ocasiones que llevarnos a la boca en el segundo tiempo y en una de las aperturas a la banda de Jurado, más participativo el de Sanlúcar que en el Atlético, éste vió uno de esos desmarques que tira Raúl y que dejan a los centrales maldiciendo: maldiciendo por no anticiparse al desmarque del eterno 7, por no ser una milésima de segundo más rápido que el capitán madridista, por no poder taponar el disparo, mordido o colocado, del junto con Di Stéfano, el jugador más importante de la historia del club merengue. Maldiciendo al destino, al fin, por que David Navarro y Ricardo Costa no estuvieron finos en toda la noche, no así Guaita, excelente portero, que, sin embargo, no pudo detener el chut mordido pero excelentemente colocado del máximo goleador de la historia de la Champions (69) y de las competiciones europeas (70) superando así al mítico Gerd torpedo Muller.

Quedaban 25 minutos y el daño ya estaba hecho para los ches. Y el que avisa no es traidor. En la rueda de prensa previa al partido, Raúl avisó: “Se me da bien Mestalla”. 17 goles le ha hecho al Valencia, incluido el mítico tercer gol en la final de la 8ª, en París, cuando recorrió todo el campo, sorteó a Canizares y esquivó a Djukic para hacer el 3-0 en la cuenta merengue. Con buenas escopetas se caza bien. Y lo hizo este spanish Schalke (Jurado, Raúl y Sergio Escudero en sus filas). A los 70 min. Emery retiró al Chori Domínguez y a Banega y optó por buscar fluidez por fuera con Joaquín y Vicente, dos grandes extremos hace años. Al menos Joaquín aún guarda parte de ese duende que le hizo ser un gran futbolista. De Vicente, entre años y lesiones, casi no quedan ya ni sus cenizas. Lo intentaron hasta el final los chés pero no hubo fortuna. Raúl volvió a ajusticiar al valencia. Todos los sabíamos. Pero nadie pudo parar su disparo. Es lo que tienen las buenas escopetas.

 

Anuncios
comentarios
  1. danimc88 dice:

    Los que seguro que no le quieren mucho son los valencianistas y menos lo van a querer después de la eliminatoria jajaaj

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s