La contra Letal

Publicado: 28 septiembre, 2011 de palestradigital en Deporte, Futbol y otros deportes, Historia, Noticias, Opinión, Periodismo, Real Madrid

danimc88

En el fútbol existe una máxima conocida por todos: o tienes fútbol o tienes físico. Y el Madrid hace tiempo que tiene poco fútbol. Eso, sumado a que la preparación física elaborada por Mourinho en pretemporada se diséñó para ganarle la Supercopa de España al Barcelona (igualadísima en ambos encuentros, por cierto) hacen que los blancos se encuentren en un bajón de fútbol y piernas, que hacen que se ahoguen ante rivales que les dan la pelota y les niegan el espacio (llámense Levante o Racing) y que dan gracias a Dios, cuando es el rival el que propone el fútbol. Les dan espacio. Metros. Posibilidad de correr. La vida, en definitiva.

En el encuentro de Champions disputado anoche en el estadio Santiago Bernabéu entre el Madrid y el Ajax, los holandeses de la mano de De Boer, han recobrado el estilo típico de la escuela ajaccied. A saber. Posesión de pelota, paciencia y llegada. Pero son una escuadra demasiado jóven y quizá este tipo de choques les lleguen demasiado pronto en su aprendizaje. No obstante, dejaron una grata impresión. Lo malo es que no dominaron ninguna de las dos áreas. Y eso ante los blancos se paga. Más aún, si cabe, en el santuario blanco, donde un error te deja agonizando y dos significan el acta de defunción. Pecados de juventud. Sólo el tiempo, y los golpes recibidos en el mentón, ayudan a aprender la lección.

El primer cuarto de hora fue de los chicos de De Boer. Pero apareció el de siempre, Iker Casillas, para evitar el susto que no pudo impedir ante el Rayo Vallecano. Pasado ese mal trago, poco a poco, Xabi Alonso se fue haciendo con el dominio del partido, asistido, eso sí, por Ozil y esta vez por Kaká que firmó su mejor partido desde que viste de blanco. El brasileño se ofreció más que nunca y conectó con Ozil, magistral una vez más en el último pase, y con Cristiano y Benzemá.

A los diez minutos de dominio, más o menos claro, de los merengues, los hombres de Mourinho, que ayer cumplía su último partido de sanción, abrieron el marcador en lo que se podría considerar el contragolpe perfecto. Sergio Ramos recuperó el balón en su propio campo y cedió para Ozil en posición de mediocentro defensivo. Ahí murió el Ajax. El pequeño genio alemán, conectó con Cristiano en el mediocampo. El portugués toco para Kaká (que vino a apoyar la jugada al mediocentro) y el brasileño le devolvió de primeras al portugués, evitando así el corte del central y desbaratando así la primera línea de presión holandesa. A continuación, el portugués vió a Ozil que acompañaba la jugada llegando desde atrás y le dió el balón al alemán (tocar y moverse, ¿quién da más?). Ozil cedió el balón en el lateral del área a Benzemá en el instante preciso, evitando así, que el galo se encontrara en fuera de juego y el pupilo de Zidane puso un centro raso, de primeras, al corazón del área, un regalo, al que Cristiano sólo tuvo que ponerle la dedicatoria: Desde Madrid con amor.

Tras obtener la ventaja, los blancos empezaron a juntarse algo más y de mano de Xabi Alonso (la mano que mece la cuna) empezaron a obtener llegadas cada vez más claras. Tanto fue así que, en el minuto 41, un cambio de juego de 40 metros del tolosarra hacia Cristiano, lo controló perfecto el portugués que cedió en la frontal del área para que Kaká, de perfecto zurdazo raso, batiera de nuevo a Vermeer. 2-0 al descanso. Partido sentenciado.

Tras la reanudación, el partido comenzó con otro gol blanco. El único elaborado. Aunque menos espectacular que le primero. Pero el verdaderamente difícil. Con todo el Ajax por detrás de la pelota. Otro pase de 40 metros de Xabi Alonso para la subida de Arbeloa, éste cede al interior del área para Kaká y el brasileño con un quiebro de cintura engaña al central y burla la salida del portero para cederle el balón atrás a Benzemá que sólo tuvo que empujar el esférico para poner el 3-0 en el marcador. Jugando al fútbol es más fácil, aunque te falte físico. El partido acabó ahí. Ahora a los blancos sólo les queda el doble enfrentamiento con un viejo conocido (el Olympique de Lyon) para sellar su clasificación para los octavos de la Champions. Para el club no es una competición. Es la competición.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s