Posts etiquetados ‘Telecinco’

Ayer por la noche, después de cenar, cambie mi hábito de lectura por escribir en twitter de la mejor forma que sé, en caliente, es decir, polemizando sobre un tema desde el respeto y la educación, pero sin tener pelos en la lengua. La gente que me conoce sabe esto muy bien. Me podrán acusar de muchas cosas, pero nunca me señalarán por no tener las ideas claras. Esta vez tocaba criticar al partido proetarra, Amaiur, porque no me gusta hacer leña del árbol caído, y en Ferraz encontramos un inmenso bosque talado. Mi tweet decía:

Amaiur aporta a la democracia lo que la gota fría al Mediterraneo, un panorama desolador con muertos y tragedia de por medio

Se nota que me gustan los ejemplos directos, claros, y si se mezclan con aspectos climatológicos, mejor. Esta acusación a Amaiur no podía dejar indiferente a mi compañero de carrera y amigo Diego Larrouy, contestándome:

333000 vascos son asesinos según @jpcasares89

Este comentario es mucho más simple que el de un servidor. La mecha ya estaba encendida y, todo lo que sea debate o intercambio de opiniones respetando las ideas del resto de personas está bien. La discusión, que no regaño, siguió de la siguiente manera. (Primero sigo yo, luego Diego y así sucesivamente).

@Larrouy89 se te olvidan los navarro. Son los mismos, los 300.000 votantes de HB, los cómplices de ETA, y si, los califico como asesinos

@jpcasares89 Entonces yo tengo todo el derecho a llamar fascistas a los 10 millones de votantes del PP no? Cuidado con los dobles raseros

@Larrouy89 si tu crees q soy un fascista llamamelo. El PP no protagonizó una guerra cosa q otros partidos si. Pero así no solucionamos nada

Puede parecer que el tono es agrio o calentito, pero solo son apariencias. Tanto desde mi parte, como de la de Diego, no hay ningún enfado o algo por el estilo, zanjando la cuestión mi compañero de la siguiente manera:

Ya defendi a Amaiur, me metí con @ jpcasares89 desde el cariño, critique el sistema de voto…Me despido con una canción

Este dialogo hace un par de años sería impensable. Es otro ejemplo del poder que nos da las redes sociales. Ya no solo hacen debates interesantes los cuatro periodistas o expertos por televisión o radio, sino que dos simples estudiantes de periodismo han protagonizado un cara a cara virtual sobre un tema de actualidad e interesante, corto de duración pero intenso.

Todo esto es gracias a Twitter. Puedo parecer un poco pesado, pero a veces no somos conscientes de las redes sociales. Que se lo pregunten a Jordi González. Su programa, “La Noria”, se ha quedado sin anunciantes porque pagó a la madre del Cuco, implicado en la muerte y desaparición de Marta del Castillo, por realizarle una entrevista lavando el rostro manchado de sangre de su hijo. Este actual episodio gris de la historia de la televisión se ha saldado con la retirada de todos los anunciantes de dicho programa porque la población ha presionado desde las redes sociales. La audiencia sigue siendo, más o menos, la misma, pero el poder de Twitter o Facebook es más grande de lo que parece. Pero estos hechos no acaban aquí. Telecinco ha fulminado los programas “Enemigos íntimos” y “Resistiré, ¿Vale?” con el objetivo de lavar su imagen y que las críticas vertidas desde la red de internet desaparezcan o se suavicen.

Algunos miran para otro lado ante este tema pero deberán reconocer, tarde o temprano, que las redes sociales son un elemento sustancial de los medios de comunicación y de la ciudadanía. La instantaneidad que te aporta Twitter, junto con otros elementos, como la heterogeneidad de personas, la cercanía y la posibilidad de expresarte en libertad  son unos valores muy importantes para el ser humano, y ésta red social te los aporta. No pretendo exagerar, pero podemos considerarnos unos privilegiados. Ojala más momentos como el de ayer se vuelvan a repetir. Es lo que tiene Twitter y la libertad.

Anuncios

El pasado sábado, un conocido programa realizaba una entrevista a la madre del Cuco, el único joven implicado en el asesinato de Marta del Castillo, uno de los crímenes más conocidos e indignantes de los últimos años. Dicha entrevista, pagada, tenía un único fin, captar la máxima audiencia posible mediante el morbo, aunque el contenido fuera para lavar la cara de este sujeto indeseable.

Hasta aquí, todo es “normal”, o entra en la tónica dominante de este penoso canal conocido como Telecirco. Todos sabemos de qué trata La Noria, de quienes son sus personajes habituales, sus tertulias políticas manipuladas de principio a fin, su presentador, sus invitados… Pero de repente entran en el juego las redes sociales. La indignación de la gente al ver este programa crece, avivado en internet, provocando que algunas marcas retiren su publicidad de La Noria. Primero fue Campofrío, pero después han ido desfilando Nestlé, Puleva, Bayer y Panrico. Todo un mazazo para el programa dirigido por Jordi González, ya que una de las mayores fuentes de ingresos es la publicidad.

 

Como estudiante de periodismo, no dudaría ni un solo momento en hacer una entrevista si un asesino, ladrón, violador o cualquier persona que tenga una historia interesante que contar se me ofreciera. Pero lo que nunca haría es pagar para entrevistar a un personaje que ha cometido un delito, sea del tipo que sea. Este es el grave error que comete Telecinco, pagando a la madre del Cuco para que limpie el rostro manchado de sangre de su hijo con el objetivo de conseguir un par de décimas de share más. Este error va a pasar factura a Jordi González porque estamos en la era de las redes sociales. Seguramente, hace diez años, esta polémica se hubiera quedado en un simple chismorreo risorio e insignificante. Pero en plena era de internet, donde el ciudadano anónimo tiene voz y voto, expresando libremente su digna opinión, el periodista y los medios de comunicación tienen que cuidar más sus contenidos.

Me parece bien que la audiencia, mediante las marcas publicitarías, peguen un buen tirón de orejas a Telecinco en general y a La Noria en particular. El periodismo debe de estar por encima de la publicidad, pero cuando el contenido periodístico no está a la altura, abusando del morbo fácil y barato, alguien tiene que poner cordura y las cosas en su sitio. Si Jordi González nunca ha meditado poniéndose en la piel de otras personas, que lo haga ahora con los padres de Marta del Castillo. Entonces entenderá la apuesta valiente de Campofrío y el sentir mayoritario de los españoles.

A continuación os dejo los enlaces de la entrevista de la madre del Cuco realizada en La Noria el sábado 29 de octubre.

http://www.youtube.com/watch?v=XADaaHFZMCc&feature=related

http://www.youtube.com/watch?v=uDqN4_A6HXo&feature=related

http://www.youtube.com/watch?v=L29DPCJVQJg&feature=related